Es raro que alguien se interese, en una ciudad medieval como Florencia, a los componentes más recientes, y por cierto mucho menos conocidos de la historia artistica de la ciudad.

Sin embargo, el siglo XIX y el Siglo XX enriquecen la ciudad de obras que vale la pena descubirir y admirar. Estas páginas tienen por objeto de permitir el descubrimiento de algunas de ellas, más concretamente los vitrales que el Hotel Porta Rossa, antiguamente palacio Bartolini, contiene. Aunque acostumbrado a las luces toscanas y a las bellezas arquitectónicas de la ciudad del Renacimiento, el espiritu curioso podrá aquí descubrir obras de arte más recientes, en la luz filtrada e intima que es la de los salones de este establecimiento.

Verrières de l'hôtel Porta Rossa

Nos interesaremos en el arte y las técnicas de los vidrieros, en general, y luego en Florencia. Lo que nos permitirà entonces analizar De Matteis y su obra, y más en particular, sus vitrales del Hotel Porta Rossa.